OPINION

Sedimentación en accesos del archipiélago


José Zambrano Matamoros

Uno de los sitios de mayor interés de nuestra provincia, es el archipiélago de Jambelí, sembrado de numerosas islas, surcados por canales que encierran bosques de manglares en el que cobran vida gran variedad de aves y especies acuáticas a más de paradisiacas playas, pintorescos poblados y miles de hectáreas de producción camaronera.

Pese a ello hoy afronta serios problemas debido a la acumulación de sedimentos que con el paso de los años ha creado dificultades para la navegabilidad por lo que en muchos casos es necesario esperar las mareas altas para poder acceder a ciertos sitios, tal es el caso del ingreso a Jambelí que los botes con turistas tienen que desembarcar entre el lodo en muros de camaroneras para a pie llegar al poblado, o en la isla Bellavista que casi queda aislada del puerto de Hualtaco y la conexión del continente. Estos lugares otrora, constituyeron baluartes del comercio con Guayas por la ruta de la Emerenciana hasta Puerto Pital en Santa Rosa en los años cincuenta, en Hualtaco que ingresaban lanchas de mediano tamaño y en Costa rica sitio turístico de preferencia en los años sesenta con infraestructura de residencia, hospedaje y un muelle que en la actualidad quedó aislado y destruido.

El archipiélago en sí constituye un tesoro para el desarrollo de turismo ecológico, gastronómico y de playas, muchas vírgenes de las que hoy se han ido formando como la que se ubica en la isla san Gregorio, igual ocurre con la parte de puerto Pitaya con proyectos de criaderos de concha prieta y de otros moluscos y nuestro más cercano balneario de playas de Jambelí en la que en la punta se asienta en resort del faro con modernas instalaciones para la atención a turistas.

Se necesita entonces pensar en dragar los canales de acceso a todos estos sitios y aprovechar la capacidad instalada con la que se cuenta, El Gobierno Provincial desde hace mucho año posee dos dragas que fueron adquiridas con los fondos que aportaba la autoridad portuaria de puerto bolívar por la ley de desarrollo, mismas que en la actualidad no hemos visto que operen, por lo que sería indispensable que la Prefectura intervenga en beneficio del tan nombrado turismo que ha sido seriamente afectado los últimos tiempos.