INTERNACIONAL

Los siete mitos sobre el coronavirus que no debes creer ni difundir en redes


Hay una serie de mitos alrededor de la pandemia que la OMS se ha visto en la obligación de aclararlos.

Hay tanta información imprecisa rondando por ahí que la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha hablado de una “infodemia”.

Y quizás en el signo más evidente de esta época de redes sociales, la OMS se ha unido a TikTok para ayudar a aclarar los hechos y la situación.

Mito: El coronavirus fue fabricado por el hombre.

Realidad: No creas en todo lo que lees en internet.

Mito: Los remedios caseros pueden curar o prevenir el virus.

Realidad: El ajo es bueno para ti. Como lo es el agua. Y la vitamina C. Pero, a pesar de lo que algunos contenidos en redes sociales podrían hacerte creer, no hay evidencia en el brote de que comer ajo, beber agua cada 15 minutos o tomar vitamina C proteja a las personas de contraer el coronavirus. Lo mismo ocurre con el uso de aceites esenciales, la plata coloidal y los esteroides.

Mito: Necesitas una máscara quirúrgica.

Realidad: Las personas que están sanas no necesitan usar máscaras quirúrgicas, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

Mito: El calor puede matar el virus.

Realidad: Los secadores de manos matan el virus, según la OMS. La organización también advierte que las lámparas UV no deben usarse para esterilizar las manos u otras áreas del cuerpo porque la radiación puede irritar la piel.

Mito: El virus puede transmitirse por correo.

Realidad: No tengas miedo de abrir tu correo.

Mito: Los niños no pueden contraer el coronavirus

Realidad: Cualquier persona sin importar su edad puede contagiarse con este virus, aunque los adultos mayores y quienes padecen afecciones médicas preexistentes parecen ser más vulnerables a infecciones graves.

Mito: Las personas contagiadas con el coronavirus morirán:

Realidad: La tasa de mortalidad del virus es cercana al 2%, y, según las autoridades, se espera que esa cifra disminuya.