CIUDAD

Una familia se apoderó de un callejón en El Pampón para dedicarse al microtráfico Escuela Mauro Matamoros Meza, entre el expendio y el consumo de drogas


PUERTO BOLÍVAR.- Para un total de 155 estudiantes de la escuela Mauro Matamoros Meza es normal escuchar balaceras, ver personas expendiendo droga y consumiendo a cualquier hora del día.

Luis Becerra

lbecerra@diariocorreo.com.es

PUERTO BOLÍVAR.- Para un total de 155 estudiantes de la escuela Mauro Matamoros Meza es normal escuchar balaceras, ver personas expendiendo droga y consumiendo a cualquier hora del día.

Esta institución educativa, que cuenta con nueve docentes, está ubicada en las calles Primera Este, entre 4ta. Norte y 5ta. Norte, en el sector conocido como El Pampón, en Puerto Bolívar.

Solo la pared lateral de la escuela la separa de un callejón, que según moradores, es el lugar desde donde se distribuye la mayor cantidad de cocaína y marihuana en Puerto Bolívar.

Para estar alerta de los operativos de la Policía Nacional y esconder o lograr escapar por el estero Huaylá, a una cuadra a la redonda tienen campaneros.

Ellos, en su mayoría, son menores de edad, que al observar cualquier movimiento inusual silban para comunicarse, pues el sonido debe ser escuchado por los otros campaneros que hacen lo mismo hasta que llegue la información a los líderes.

Para evitar que ingresen motocicletas, en la entrada al callejón, se colocaron piedras.

Mientras que en la calle se han construido casetas de cemento, que cumplen dos funciones. Una es evitar que los patrulleros ingresen al no existir el espacio de circulación y la otra es un cuarto donde los compradores pueden consumir.

Hay viviendas de tres plantas. Todas cuentan con cámaras de seguridad y puertas de acero, difícil de ser derribadas con arietes (objeto de hierro que es utilizado por la Policía Nacional).

A cualquier hora se observa que desde el callejón salen ciudadanos sonámbulos, producto de la droga que consumen. Incluso en abril un joven falleció por sobredosis de droga.

PANORAMA

Este es el panorama que para los niños que estudian en la escuela es normal vivir. Para intentar desarticular esta banda, el 14 de noviembre, la Unidad Antinarcóticos realizó por mar, aire y tierra el operativo “Manos Limpias”.

En este callejón seis personas fueron detenidas y se confiscaron 18.066 gramos de cocaína, 2.329 gramos de marihuana, cuatro armas de fuego, $1253 dólares, 14 celulares y una camioneta.

Cuatro hombres quedaron con prisión preventiva, mientras que dos mujeres salieron con medidas alternativas por encontrarse en estado de gestación.

Según Fiscalía, en lo que va del año, en Puerto Bolívar se realizaron 79 operativos, que dieron como resultado cocaína y marihuana decomisada. En el callejón se han registrado 40 intervenciones desde que se detectó el expendio de sustancias.

PADRES

Padres de familia, que prefieren no revelar su identidad por temor a represalias, indicaron que están cansados que sus hijos corran estos peligros y en los últimos años el alumnado de la institución ha disminuido.

Consideran que una de las soluciones sería aumentar el personal policial, pues, a menos de dos cuadras está la Unidad de Policía Comunitaria Simón Bolívar y a pesar de eso el expendio de droga continúa.

Un experto en seguridad manifestó que el lugar debería ser intervenido por Municipio de Machala, porque las edificaciones construidas en la calle, que es pública, deben ser demolidas para permitir el paso de los automotores. Este medio buscó la entrevista de Milton Ordóñez, encargado del área de urbanización, pero fue imposible ubicarlo.

Además el Ministerio de Salud Pública debe intervenir el lugar por la cantidad de consumidores que existen, pues la adicción deben ser tratada como una enfermedad y el Estado debe generar las políticas, dijo la fuente consultada.

INSTITUCIÓN

Miriam Cárdenas, directora del distrito 07D02 Machala del Ministerio de Educación, indicó que en la escuela Mauro Matamoros Meza no se ha registrado ningún caso de consumo o expendio de droga.

Indicó que el proyecto “Manos Limpias”, impulsado por la Policía Nacional, realizó una investigación a cinco instituciones educativas, que dio como resultado que en los alrededores de la escuela ubicada en El Pampón vendían droga y se realizaron operativos.

“Con este informe se está coordinando para reunirnos con Municipio, Gobernación y Ministerio de Salud, para que realicen intervenciones”.

Explicó que psicólogos educativos han visitado la escuela y realizan charlas a estudiantes, docentes y padres.

“Todos los lunes, en los establecimiento educativos, en el Momento Cívico, se realizan charlas sobre prevención de violencia y este proyecto culminó en Puerto Bolívar con el colegio Simón Bolívar”, expresó Cárdenas.