OPINION

Cumbre climática II Parte


Las cumbres del clima son eventos internacionales de alto nivel a los que acuden los líderes de cerca de 200 países. Habitualmente, las COP se desarrollan en dos partes. Una primera en la que participan delegaciones técnicas encabezadas por los responsables de clima y energía de cada país y una fase final en la que coinciden los presidentes o primeros ministros,

Las cumbres del clima son eventos internacionales de alto nivel a los que acuden los líderes de cerca de 200 países. Habitualmente, las COP se desarrollan en dos partes. Una primera en la que participan delegaciones técnicas encabezadas por los responsables de clima y energía de cada país y una fase final en la que coinciden los presidentes o primeros ministros, que ratifican los acuerdos alcanzados, se trata también de un encuentro que exige un amplio despliegue logístico. En la COP21 de París, celebrada en 2015, hubo más de 30.000 personas acreditadas como parte técnica, además de 7.000 más implicadas en la organización, a la cumbre también acuden miles de representantes de la sociedad civil, empresas y ONG que participan en los eventos paralelos.

El principal objetivo que tiene la COP25 es que los países lleguen a un acuerdo para aprobar el reglamento de desarrollo del Acuerdo de París. Firmado en 2015, este documento es la hoja de ruta que compromete a la comunidad internacional a bajar las emisiones de gases de efecto invernadero hasta un límite que permita contener el aumento de temperaturas por debajo de los 2ºC de media global.

En Madrid debe decidirse el modo de llevar a cabo este plan y monitorizar su cumplimiento durante la próxima década, por lo que el encuentro tiene una gran importancia para las negociaciones climáticas.

También se espera que durante la COP25 haya países que de forma voluntaria avancen planes de reducción de emisiones más ambiciosos, los informes científicos/as señalan que los objetivos actuales no son suficientes para cumplir el objetivo de los 2ºC. Esa es el nivel de aumento de temperaturas considerado como margen de seguridad por la comunidad científica. A partir de esa cifra, las consecuencias del cambio climático pueden ser imprevisibles y poner en grave riesgo el bienestar de toda la humanidad.