NACIONAL

Taxistas se movilizarán el miércoles 17 de julio


Los dirigentes se reunieron en la capital.

Ruth Valencia

rvalencia@diariocorreo.com.ec

Los gremios de taxistas de las 24 provincias se acogen al derecho a la resistencia y resolvieron marchar por las calles de Quito, el próximo miércoles 17 de julio.

La movilización se realizará desde el Parque el Arbolito hacia el Palacio de Carondelet y la Asamblea Nacional, en protesta por el incumplimiento del decreto ejecutivo 619 del 26 de diciembre del 2018, que dispone la devolución de los $ 0,37 por galones del subsidio de la gasolina, extra y ecopaís.

EN EL ORO

En esta provincia se replicará la marcha del miércoles 17 de julio, en las calles céntricas de Machala, con los agremiados de los cantones de la parte alta y baja de la provincia.

Se dirigirán hasta la sede de la Gobernación de El Oro, donde esperan ser recibidos por el ejecutivo provincial, Danilo Maridueña, a quien le entregarán cinco pedidos.

Entre los reclamos de los taxistas se suma el transporte informalidad, la cual el presidente de la Unión provincial de Taxistas de El Oro, Manuel Olmedo, dijo que “las autoridades conocen los puntos y hacen caso miso ante esto”.

RECLAMO

Los cinco puntos que rechazan son: la informalidad, es decir, los denominados taxis de colores.

Además, el incumplimiento del decreto ejecutivo 619, al no pagar la compensación por el alza del precio de la gasolina extra y ecopaís.

También piden una revisión a las aplicaciones móviles que ofrecen servicios de transporte.

Rechazan que la Agencia Nacional de Tránsito (ANT) pretenda incrementar cupos de camionetas para transporte rural en el país.

EN QUITO

Durante la reunión de ayer, realizada en la capital ecuatoriana, el Consejo Consultivo de la Fedotaxis rechazó además el anuncio por parte del Ministerio de Finanzas de legalizar las plataformas tecnológicas transnacionales y cuestionaron el tratamiento que realiza la Asamblea Nacional al proyecto de reformas a la Ley de Transporte Terrestre, Tránsito y Seguridad Vial, a través de las cuales se pretende legalizar el transporte mixto urbano-rural en camionetas doble cabina que transportan pasajeros.

Al lugar donde estaban reunidos los presidentes de las federaciones provinciales de taxis llegó el viceministro de Transporte, Iván Carvallo, para dialogar con los taxistas, pero los miembros del gremio amarillo ratificaron su decisión de manifestarse.

No descartan otras medidas ante la falta de respuestas a sus requerimientos.