PORTADA

Reserva Buenaventura, un paraíso para visitar


PIÑAS. - En los balcones de las casas de la reserva Buenaventura se pueden observar decena de colibrís.

Deleitarse con el sonido de las aves, percibir el cálido aroma de sus exóticas flores; y, disfrutar de sus cambios climáticos, son varios de los atractivos que ofrece la reserva Buenaventura, ubicada en la vía: Piñas –Panupali –Saracay –La Avanzada, o sea, a una hora, 50 minutos a Machala.

Este lugar es parte de la Fundación Jocotoco, la cual se dedica a la conservación de ecosistemas. Su bosque protege a una amplia variedad de anfibios, reptiles, mamíferos; y, más de 330 especies de aves, los cuales se observan desde los miradores turísticos, es considerado uno de los destinos ideales para los observadores de pájaros, muchos de ellos curiosos de encontrar al Perico de Orcés (Pyrrhura orcesi).

DESTINO TURÍSTICO

La reserva Buenaventura es un lugar con excelente biodiversidad, si busca una actividad diferente para compartir en familia, esta es una buena elección; podrás conectarte con la naturaleza, salir del estrés de la ciudad y disfrutar de un ambiente tranquilo regocijándose al escuchar el fascinante cantar de las aves.

Este bosque tropical en el que despuntan montañas cubiertas de vegetación y diversidad de orquídeas, acoge también animales en peligro de extinción como tigrillos, armadillos, el perico macareño (Brotogeris pyrrhoptera); entre otros.

RECOMENDACIONES

En los balcones de las casas se pueden observar los bebederos de colibríes. Además, se encuentran los comederos de tucanes y tangaras. Para hacer más placentero el recorrido, los guardaparques quienes se encargan de la preservación y cuidado de la reserva, recomiendan llegar desde muy temprano.

Si quieres conectarte con la naturaleza, que mejor que visitar la reserva Buenaventura y, como lo dice el gran poeta italiano Dante Alighieri, “La naturaleza es el arte de Dios.”