SUCESOS

Un balazo en el abdomen lo mató


Un nuevo hecho de sangre la madrugada de ayer dejó otra víctima mortal al recibir un balazo en un costado de la región abdominal, en una situación que la DINSED investiga.

Un nuevo hecho de sangre la madrugada de ayer dejó otra víctima mortal al recibir un balazo en un costado de la región abdominal, en una situación que la DINSED investiga.

Este caso se registró esta vez en el sector II del barrio Urseza II, desde donde se movilizó a la víctima hasta el área de emergencia del hospital Teófilo Dávila, donde falleció.

Este hecho se produce pocas horas antes de otro ocurrido en el barrio porteño González Rubio, en donde de siete disparos le quitaron la vida al ciudadano Lewis Arturo Quiñónez y dejaron herida a su madre, así mismo por disparo de arma de fuego que impactó en el glúteo.

En lo concerniente al asesinato reciente en el barrio Urseza, los familiares se negaron a dar detalles sobre lo ocurrido, uno de ellos se limitó a decir que el ahora fallecido Liwinton N., tenía inconvenientes con su pareja Vicky de quien estaba separado.

Los problemas que ellos tenían eran casi frecuentes, pero luego de un tiempo regresaban. En el momento del suceso si estaban distanciados.

Ayer en las afueras del Centro Forense hubo una gran concurrencia de familiares y más allegados al fallecido, en espera que se cumpla la autopsia para retirarlo y velarlo.

Hasta casi las 13:00 permanecían los deudos y mientras continuaba la espera se produjo una polémica por el asunto del velatorio, puesto que un grupo quería llevarlo para el velatorio al barrio Urseza donde ocurrió el hecho y otro, al barrio 10 de Septiembre.