OPINION

Editorial: Santa Rosa bajo el agua


El crecimiento desordenado de diferentes espacios territoriales genera que hoy se visibilicen las consecuencias.

El crecimiento desordenado de diferentes espacios territoriales genera que hoy se visibilicen las consecuencias.

La última lluvia caída sobre la provincia dejó en evidencia esto en cantones como Santa Rosa.

Lo lamentable es que esto no es nuevo. En el cantón benemérito es previsible que en cada lluvia va a ocurrir algo similar.

Y lo que es peor, las autoridades de turno han hecho muy poco por solucionarlo, pues pasan los años y los problemas son los mismos.

Las obras de infraestructura básica son deficientes en este cantón de El Oro. Como evidencia de ello es lo que ha ocurrido.

Es injusto ver cómo más de una veintena de barrios santarroseños amanecieron bajo el agua. Familias enteras que a causa de las inundaciones lo perdieron todo.

Incluso, hasta pleno centro santarroseño estuvo bajo el agua. Qué pena, en realidad es triste que los habitantes de nuestra provincia deban soportar estas injusticias por culpa de la inacción de las autoridades de turno.

Pero no es momento para lamentar, sino para enderezar el rumbo. En su momento permitieron que crezcan los asentamientos irregulares, esto, de la mano con la lentitud en la dotación de servicios básicos.

Esperemos también que el gobierno nacional llegue con la ayuda a las familias damnificadas en este invierno.

Pero que esta ayuda, que es circunstancial, vaya de la mano con acciones integrales para impedir que esta lamentable realidad se repita.

Lamentablemente no ha habido el direccionamiento adecuado de esta ciudad, muy importante en la provincia por su ubicación geográfica y por su densidad poblacional.

Un panorama similar se vive en la parte alta de la provincia, con una pequeña gran diferencia.

En nuestro altiplano influye sobremanera la situación geográfica de esas ciudades. Mientras tanto, en Pasaje, las dificultades se han visto recrudecidas, especialmente en las zonas rurales.