SALUD

Los beneficios y la importancia de comer despacio


Comer despacio es importante para tu salud, escuchamos todo el tiempo qué alimentarse con prisa es malo y poco recomendable para la salud, que causa reflujo gástrico, indigestión, engorda, y no nos deja absorber correctamente los nutrientes; perdiéndonos así, de disfrutar el placer de los sabores y texturas de los alimentos, por esta razón te contaremos cuales son los beneficios de alimentarse con calma para mejorar tu salud, anímate a incluir este hábito a tu lista diaria de hábitos saludables.

Comer despacio es importante para tu salud, escuchamos todo el tiempo qué alimentarse con prisa es malo y poco recomendable para la salud, que causa reflujo gástrico, indigestión, engorda, y no nos deja absorber correctamente los nutrientes; perdiéndonos así, de disfrutar el placer de los sabores y texturas de los alimentos, por esta razón te contaremos cuales son los beneficios de alimentarse con calma para mejorar tu salud, anímate a incluir este hábito a tu lista diaria de hábitos saludables.

Así como empleas tiempo para bañarte, cepillarte los dientes y revisar tus redes sociales es bueno que le destines tiempo a la hora de comer, no solo mejorarás tu salud si no que aprovecharás todos los nutrientes de los alimentos y comerás en menos cantidad, le das tiempo al cerebro para que lleguen a tiempo las señales que le indican que ya nos sentimos saciados, de forma que evitamos comer en exceso.

Consumimos menos calorías

Sabías qué cuando comes despacio estás consumiendo menos calorías, esto se debe a que el estómago se toma 20 minutos para establecer qué ya está lleno y enviar las señales químicas al cerebro, por esta razón es importante masticar bien y comer trozos más pequeños así equilibramos mejor nuestro peso.

Evitas que tu cuerpo se llene de gases

El hipo o los gases pueden presentarse más a menudo dada la rapidez con la que se consuman los alimentos, ya que junto con los alimentos puede llegar al organismo una mayor cantidad de aire, comer rápido puede dar lugar a un tipo concreto de indigestión llamado reflujo gastroesofágico.

Evitas la indigestión

Comer despacio y masticar bien es necesario para tener una buena digestión y evitar que el estómago se hinche, los alimentos que no han sido bien masticados no disponen tampoco de ese ácido que contiene la saliva, con lo cual, impedimos una correcta digestión y el estómago se ve obligado a tener que segregar más jugos gástricos.

Regula nuestro peso

Masticar bien regula nuestro peso, nos sentimos más saciados y evitamos picar entre horas, este hábito te ayudará a controlar tu ansiedad al comer si lo trabaja con calma, de esta manera puedes lograr en tu proceso para perder peso.

Depuramos las grasas y toxinas de nuestro cuerpo

Mejoramos la digestión, nuestro cuerpo se regula y depuramos mejor las grasas y las toxinas, además evitamos problemas como el estreñimiento y la retención de líquidos.

Regula tu nivel de glucosa

Masticar adecuadamente y comer despacio regula además el nivel de glucosa en nuestro organismo.

Acelera tu metabolismo

Nos permite mantener nuestro metabolismo activo, por lo que la quema de grasas se lleva a cabo con mayor eficacia.

Cuida tu salud dental

Masticar despacio cuida de tu salud dental pues al salivar mejor prevenimos la acumulación de placa y evitamos caries.

Es un buen hábito para relajarnos

Comer despacio nos relaja, nos hace disfrutar más no solo de la comida, sino del momento, nos sume en un estado de calma y mejora nuestro ánimo.